En Ecoembes “ponemos el foco” en la productividad, en el trabajo eficiente

productividad en el trabajo

La productividad en el trabajo es un elemento positivo se mire por donde se mire: tanto para la organización, que evidentemente obtiene mejores resultados con un equipo más eficiente, como para nosotros que nos sentimos más motivados cuanto mejor invertido vemos nuestro tiempo.

Por ello, en Ecoembes tenemos una serie de protocolos, procedimientos y fórmulas de productividad que nos ayudan a ser más operativos, claros y concisos.

Todos, desde la dirección hasta nuestros jóvenes en prácticas, participamos en el ciclo de formaciones «¡Pon el foco!» encaminadas a romper con malos hábitos y adoptar buenas prácticas de gestión y administración del tiempo para aumentar la productividad, tales como ser puntuales, no alargar demasiado las reuniones o enviar emails solo a las personas indicadas para solventar una gestión concreta. De esa forma, ponemos el foco en nuestras prioridades.

Buscamos aprovechar el tiempo en el trabajo

Con nuestra práctica «¡Pon el foco!» buscábamos un cambio dentro de la organización, que marcará un antes y un después en el aprovechamiento del tiempo. En última instancia, queríamos que estas medidas tuvieran un impacto sobre los objetivos y que impulsaran de manera palpable los proyectos presentes y futuros.

En las formaciones aprendimos desde medidas para conocer nuestros biorritmos y organizar mejor las tareas, a cómo tener una mayor concentración, reconocer las tareas más importantes, aprender a centrarnos en ellas y evitar al máximo las distracciones e interrupciones. También nos enseñaron cómo hacer las reuniones, presentaciones y correos electrónicos de una manera más eficaz.

Esta iniciativa surgió como resultado de las propuestas de los empleados y empleadas de Ecoembes, quienes identificamos la necesidad de mejorar la productividad dentro de la organización.

Es de sobra conocido que aquello que comemos afecta al aumento de la  productividad laboral en el trabajo: comer en exceso nos impide concentrarnos, tomar fruta aporta azúcar necesaria para el cerebro, los frutos secos ayudan a mejorar la memoria…

En Ecoembes nos preocupamos por la alimentación de nuestro equipo. En este sentido, ponemos a su disposición suficientes opciones alimentarias para que no tengan ninguna excusa para saltarse ninguna comida y comer de una manera saludable, una práctica habitual en las oficinas.

En esta línea, fomentamos que su dieta de nuestros trabajadores sea completa y equilibrada, de forma que la alimentación sea lo más sana posible. Para ello promovemos el consumo de productos de temporada y una dieta mediterránea y casera. La idea es que, en nuestras oficinas, los empleados y empleadas puedan comer como lo harían en sus casas, de forma cómoda y saludable.

Cuidamos la alimentación de nuestros trabajadores para mejorar la productividad

¿Cuál es la comida más importante del día? Pues el desayuno. Para empezar el día con energía, el equipo dispone de una máquina expendedora de zumo de naranja. El zumo, recién exprimido y refrigerado, proviene de naranjas de Murcia. Así fomentamos la importancia de tomar vitaminas, especialmente la vitamina C, dadas sus propiedades beneficiosas para la salud. Entre otras, es antioxidante, evita enfermedades cardíacas, previene el envejecimiento prematuro y determinadas enfermedades degenerativas, y además juega un papel indispensable en la formación de colágeno.

Además, todas las cocinas de las distintas oficinas de Ecoembes están provistas de café, leche semidesnatada, pan y aceite. También disponemos de  máquinas vending de “snacks”, con productos saludables como yogures sin lactosa, pechuga de pavo y galletas de avena, entre otras.

productividad laboral

Para la hora de la comida, facilitamos un servicio de menú diario elaborado con productos del mercado. En este sentido, los empleados que quieran solicitarlo hacen sus pedidos vía web a Hoy Cocina Isabel eligiendo su menú del día o el de toda la semana.

¿Y si a alguien le entra el hambre entre horas? ¡Ningún problema! Los empleados tienen fruta variada y de temporada. En invierno pueden encontrar mandarinas, plátanos y manzanas y en verano sandía, melón o paraguayas.

Por otro lado, los viernes tenemos jornada intensiva y a media mañana siempre apetece tomar un tentempié. Para afrontar las últimas horas laborales de la semana la empresa de catering pone a disposición de los empleados y empleadas una selección de sándwiches, bocadillos y fruta para que puedan comprar lo que más les apetezca.

Cuidando nuestra alimentación contribuimos a mejorar la productividad laboral, la salud y el estado de ánimo. Sabemos que es además una apuesta para el buen funcionamiento de la organización. Cuando nos alimentamos bien, no sólo estaremos de buen humor, sino que tenemos un mejor rendimiento.

Volver a las noticias
Categorías
Volver a las noticias
Otras noticias relacionadas

Preselección de candidatos

Leer más

Nueva ley de control de horas trabajadas

Leer más

Aprendizaje social en las organizaciones

Leer más
Volver arriba