Talento personal y empleabilidad

Hoy hablamos de la relación entre el talento personal y la empleabilidad. Está claro que a lo largo del tiempo ha habido unas características comunes que se han exigido de una persona para que fuera contratada:

  • Responsabilidad
  • Puntualidad
  • Respeto de unas ciertas pautas de convivencia
  • Sentido común
  • Higiene personal,
  • etc.

Algunas de ellas son competencias laborales básicas sociales. Según la distinción que hacen los expertos competencias básicas personales serían leer, sumar… Y, por supuesto estarían las técnicas o específicas de cada puesto.

Qué es la empleabilidad

Pero todo se actualiza y parece que ahora la empleabilidad, ese conjunto de actitudes que nos hacen más contratables, requiere también de otras competencias. Dada la incertidumbre de los tiempos, por un lado, y la rápidez con que avanzan los cambios, sociales, tecnológicos… la motivación para aprender de manera continuada, así como la flexibilidad para adaptarse a los cambios son dos cualidades ampliamente valoradas hoy en día cuando una organización está en proceso de búsqueda de un perfil para incorporar a su equipo. Todas estas serían competencias que los expertos llaman genéricas o transversales, que no son innatas a todas las personas y que, como decimos, se pueden trabajar y desarrollar, ya que las empresas están en la constante búsqueda de talento.

Dominar el arte de la auto formación

Esta realidad requiere que los profesionales sepamos autoanalizarnos para reconocer en qué punto de estas habilidades podemos mejorar para ponernos manos a la obra y trabajar para desarrollarlas. Igualmente, en un proceso de selección van a valorar que por nuestra cuenta hallamos recurrido a herramientas de autoconocimiento para completar aquellos ‘gaps’ de nuestra trayectoria laboral que nos impedían ascender o redireccionar nuestra carrera hacia donde deseábamos, o simplemente, ponernos al día. Hoy en día no hay excusas para ello, por ejemplo, con los ‘MOOC’ o ‘Massive Open Online Courses’ -CEMA en castellano- que ofrecen un montón de universidades.

En cualquier caso, todas ellas tienen que ver con nuestra actitud ante el trabajo y no con nuestras aptitudes adquiridas por nuestra experiencia laboral o fruto del estudio, lo que encajaría en el conjunto de las competencias específicas.

Para desarrollar nuestras competencias de empleabilidad, Santiago Íñiguez, presidente de IE University, aconseja insistir en las habilidades digitales; mantener activa la red de contactos y si es posible buscar un mentor y mantener siempre al día nuestros conocimientos.

Recuerda que trabajando sobre el talento personal y empleabilidad y las competencias más demandadas, por ejemplo en las profesiones de futuro,  podrás destacar sobre los demás perfiles en un proceso de selección.

Volver a las noticias
Categorías
Volver a las noticias
Otras noticias relacionadas

Preselección de candidatos

Leer más

Nueva ley de control de horas trabajadas

Leer más

Aprendizaje social en las organizaciones

Leer más
Volver arriba